lunes, 21 de septiembre de 2009

La vida de los autos XXXIV: Las ilusiones del purrete

("Cuando sea grande quiero ser un camión", fotografía de Dani)

¡Qué ternura!
¡Es tan lindo que los chicos tengan sus metas e ilusiones intactas!

9 comentarios:

El Gaucho Santillán dijo...

Yo vi algo parecido en un "fitochento".

Y en la tele, un "escarabajo", llevaba un cartel que decìa : "De grande, serè un Porsche"!

Està bueno.

El Profe dijo...

De pequeña mi bici quería ser auto... Cuando la dejé seguía soñañndo... claro el auto vino después, la bici sigue soñando.
¡Saludos The Bug!

The Bug dijo...

Fitochento, me suena haber visto uno con llamas hace poco.

Profe, ¿es verdad que de grande a las bicis les salen dos ruedas más?

elcuervodePoe dijo...

¿Los autos crecen como un ser vivo?
Entonces deben haber sido procreados. Las fábricas esconden un telo.

Está bueno porque podés hacer cruzas raras. Si cruzás una F100 con un Peugeot 307, ¿sale un Feugeot 407?

The Bug dijo...

Yo creo, Cuervo, que si cruzás una F100 con un 307 te salen muchos kilos de chatarra.
Bah, depende a la velocidad con que se crucen.

LALE dijo...

Ah cómo, no era que antes los autos querían ser colectivos??

Cómo cambian los tiempos, como cambian...

ale dijo...

Mi auto siempre quiso ser de otro. Eso es porque cada tanto se lo prestaba a mi hermana.

The Bug dijo...

Lale, eso era antes.
La violencia contra los colectivos está terrible.

Ale, no hay nada peor que un auto prestado.
Y que se deje prestar... esos son los peores.

Ajenjo dijo...

Ah, yo de chiquto quería ser basurero.